Colección

He estado, como imagino que muchos de vosotros, en casas donde se coleccionan cosas más o menos extrañas, desde dedales, máquinas de coser en miniatura, abanicos, gatos de porcelana, conchas de mar o incluso botes con arena de distintas playas. Hay quien, en un gesto de nostalgia puramente aterrador, guarda los dientes de leche de sus hijos. Deben de ser más de uno porque hay un objeto que se vende para, precisamente, guardar esos dientes.…Continúa leyendo Colección

Detrás de la palabra: Tricotosa

  Es agosto. Un grupo de amigas desayunamos en la cafetería del hotel de playa en el que estamos alojadas. Conversamos de series, de libros, de películas y, de pronto, surge la palabra «tricotosa». Y es algo inmediato: una sonrisa me llena la cara y, aunque no me puedo ver los ojos, juraría que me echan chispas, como el brillo del mar que observo desde ese ventanal cuando el sol se deposita en sus suaves…Continúa leyendo Detrás de la palabra: Tricotosa

Detrás de la palabra: Recordar

    Recordar es pasar a tener en la mente algo del pasado o tener algo o a alguien en consideración. Recordar tiene que ver con el pasado, es obvio, pero también con algo que está muy presente, precisamente porque una y otra vez está siendo rescatado por la memoria, ahora, en este preciso instante. No me gusta recordar parte de mi infancia, cuando íbamos a un bar con la familia y mi padre se…Continúa leyendo Detrás de la palabra: Recordar

Montaña rusa

La gripe me había dejado para el arrastre. Me dolían los huesos, los músculos y las articulaciones, me seguía sintiendo un tanto aturdido y las mejillas se me habían quedado flácidas. Me miré al espejo y, francamente, me di pena, mucha pena. Antes de la gripe tenía 55 años; dos semanas después parecía que me había echado cinco años encima. Me di una ducha larga para ver si entraba en calor y me afeité con…Continúa leyendo Montaña rusa